jueves, 19 de mayo de 2011

SE BUSCA PRESIDENTE

UNA EMPRESA LLAMADA PERÚ
Me es imposible concentrarme, cada vez que consigo focalizarme en mi quehacer, surge esa duda tremenda. Para colmo, la muy popular "libertad de expresión" me está volviendo loco, más parece propaganda inclinada a una ú otra tendencia.
Ya no puedes reunirte con amigos o familiares sin que la pregunta ¿por quién vas a votar? no esté en el tapete de las conversaciones previas a todo.
UN ANALISIS RÁPIDO DE LAS CUALIDADES REQUERIDAS
Creo que si aplico y recomiendo estrategias respecto a cómo deben hacer mis clientes para lograr el trabajo deseado, es apropiado analizar qué cualidades buscamos de un gobernante que va a regir los destinos de todos nosotros por los próximos años.
Si fuera accionista de una importante corporación desearía concer el perfil de mi gerente general o del nuevo CEO de la empresa que va a conducir mis intereses. Claro que existe una serie de opciones frente a esta necesidad, más en nuestros casos no es tan facil redactar el finiquito de su contrato.
Siempre les he mencionado que las competencias son la evidencias de la calidad de profesional que se requiere y éstas deberá demostrarse a través de logros para identificar al candidato ideal.
En el caso de un "Gerente para el Perú" la cosa no es tan simple. El contratante es pluricultural, gusta del desarrollo global pero tiene problemas con el inglés, la verdad es que en su mayoría habla quechua y cerca de un tercio vive en pobreza extrema. Por eso gusta de la dádiva, en especial si se trata de "títulos de propiedad".
Una de las necesidades clave, es el tema del manejo del poder. Pero la concepción más cercana --del contratante-- es el autoritarismo. Lo valora como si fuera algo positivo. Creo que más que un líder, necesita un "jefe".
Lo que no sabe es que los competidores están a la espera de que se decida para salir aprovechar la oportunidad de mercado.
Para ir cerrando mis reflexiones, creo que un "gerente" con altas capacidades para negociar sería apropiado. Para que el candidato sea calificado como "apto para el cargo" debería demostrar flexibilidad e inteligencia emocional para administrar la adversidad y diversidad, en otras palabras que no se pique.
Parece ser que el empleador no cree en los acuerdos ni los planes de largo plazo, valora más la acción personal e improvisada. En fin su capacidad de negociación deberá ser una competencia clave.
TODOS SOMOS CANDIDATEABLES
Me reconforta que una vez que pase este escenario, al día siguiente todos vamos a ser "el jefe" así que podremos entretenernos criticándole sus actos y excesos, así como sus desaciertos.
En esta empresa llamada "Perú" el deporte más popular no es el futbol, es la crítica, sino que lo diga Magaly. Creo que en nuevo presidente deberá tener todos los rostros, ser capáz de ser cholo, blanco, chino y negro al mismo tiempo; vestir chullo, bailar huayno y salsa con la misma habilidad, pero por sobre todo, viajar harto para no estar cerca de nosotros cuando lo critiquemos.
TRES CONDICIONES FINALES
Si de mi participación dependiera el cargo, le pediría tres condiciones fundamentales:
1. No mienta, la empresa siempre hallará la forma de descubrirles las trampas
2. No robe, eso es detestable y también se ve. La plata no viene sola, hay que trabajar.
3. No sea ocioso, trabaje y haga trabajar a los demás
Oh! sorpresa, me acabo de dar cuenta de que los tres valores fundamentales de la empresa Perú tienen miles de años de antiguedad. Espero que en nuevo presidente los tenga en cuenta.

No hay comentarios.: